14 de mayo de 2015

¿Qué es visibilidad para ti?

- Nieves, ¿qué es visibilidad para ti?
- Que los demás sepan qué hago.

Nieves es enfermera y con esas sencillas palabras consigue definir lo que muchos estudios aún no han conseguido desentrañar por completo pero que, sin duda, afecta a toda la profesión. La visibilidad o más bien la falta de la misma.


Para tratar de desmenuzar el problema podemos analizar las palabras de Nieves sin que esto constituya un estudio académico ni nada que se le parezca.

"Los demás". Constituye un reto definir en su justa medida esos términos; desde luego tiene conotaciones externas, pero el de Nieves es un caso particular en el cual ese "los demás" incluye una buena carga de connotaciones internas. Nieves es enfermera en farmacia.

¿Saben las demás enfermeras lo que hacen las otras enfermeras?

Creen saberlo, los ejemplos abundan no hay más que ser un poco paciente para acabar escuchando en cualquier control o salita cómo cada uno de nosotros describe el trabajo de los demás... no hay más que ver la cantidad de enfermeras que solicitan concursos de movilidad o traslado interno y luego dicen "esto no es lo que pensaba".

Está claro que sufrimos una falta de visibilidad interna pero no sólo en la práctica clínica sino en todos los ámbitos; es frecuente escuchar comentarios despectivos sobre los profesionales que se dedican a la práctica docente o investigadora por no hablar de la gestora... o la representativa.

A veces esa falta de visibilidad parece buscada por cierta opacidad en los colectivos, en sus sistemas de ingreso, en su despliegue o selección, en la justificación de las necesarias licencias para realizar su labor. Lo que no se explica suele acabar oliendo mal a los demás.

¿Y el resto de los profesionales?¿saben qué hacemos las enfermeras? Viendo como nos tratan o lo poco que nos toman en cuenta a la hora de organizar, modificar o definir situaciones está claro que no. El sistema sanitario aún no conoce nuestras capacidades y así es difícil.

Luego está "el mundo exterior" y ahí podemos hacer otra división teniendo en cuenta lo mucho que influye la imagen que los medios de comunicación masivos transmiten en la imagen que la sociedad se forma sobre un grupo concreto sea profesional... o étnico.

En efecto los medios de comunicación y los comunicadores (profesionales o no) aún no se han sacudido la imagen de una profesión subordinada a otras con escasa capacidad técnica o científica y voluntarista al 1000x100 (no hay errata). De ahí que aún estemos combatiendo el uso de una etiqueta que para nada refleja lo que como profesión queremos ser; claro que no ayuda mucho que en nuestras banderas siga ondeando la misma etiqueta.

Pero si fuese sólo cuestión de una etiqueta Nieves estaría feliz; el problema es más profundo porque los medios ni ven a la enfermería ni la esperan.

No nos esperan ver salir cuando se da una rueda de prensa sobre un caso puntero o un avance técnico implementado, ni se les pasa por la cabeza convocar a las sociedades enfermeras cuando se trata de organizar algún debate sobre estrategias de salud o de organización de la sanidad... Es cierto que algunos cambios van sucediendo pero han pasado 30 años; horas son.

¿Y la sociedad? Es contradictorio y frustrante ver que las encuestas oficiales nos dicen que somos una profesión muy valorada por la sociedad pero sentirnos invisibles al entrar en contacto con ella.

Es como si los ciudadanos "amasen" a la enfemería pero no apreciasen su papel... tenemos (tengo) la sensación que si en esas encuestas la opción "Enfermera" no apareciese serían muy pocos los ciudadanos que nos incluyesen en el apartado "otros".

Y aquí enlazamos con la otra parte de la frase de Nieves: "qué hago". Las capacidades técnicas, investigadoras, humanas, administrativas, organizativas y docentes (seguro que me dejo alguna, perdonad la invisibilidad) de nuestra profesión en toda la extensión de la actividad asistencial y de promoción de la salud y prevención de la enfermedad son como un Iceberg... para la mayoría de la sociedad son desconocidas.

Es un problema si, agravado además por la facilidad con la que si son visibles los ejemplos o momentos negativos que un grupo tan numeroso y con tantos campos de actuación no puede evitar (ni debe esconder sólo contrastar) o sí porque algunos ejemplos los estamos brindando en las redes sociales con perfiles que pretenden ser humorísticos o sarcásticos y acaban resultando ofensivos con los ciudadanos a los que decimos cuidar; tal vez para hacer humor negro sea mejor un perfil no vinculado a la profesión.

La visibilidad de una profesión compleja y polifónica como es la enfermería depende de que todas las voces puedan hacerse escuchar donde sea oportuno, la visibilidad de la profesión es la de todas sus facetas configurando un rico mosáico multicolor y no un tablero blanco y negro.

X. M Meijome, autor del blog Cuadernillo d@ enferme(i)r@

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario